Acomoda las sillas del aula para que los chicos se sientan como si estuvieran en un autobús.

Usa cinta adhesiva para trazar un pasillo de 60 cm de ancho.
Coloca las sillas en ambos lados del pasillo para simular que son los asientos de un transporte escolar.
Divide al grupo en dos equipos y haz que se sienten en lados opuestos del pasillo.

Díles: Mientras viajan en este autobús quiero que conozcan a todos los chicos de su equipo. Antes de llegar a la parada deben descubrir sus nombres, dónde nacieron, y algo que les gusta hacer. Cuando nos digan estas tres cosas de cada persona de su equipo, pueden bajar del autobús. Pueden salir de sus asientos para
hablar con otros mientras el autobús esté parado. Mostraré una tarjeta verde para indicar que el autobús está en marcha, y mostraré una tarjeta roja mientras esté parado. Levanten la mano cuando tengan toda la información.

(Si los equipos son grandes, haz que cada chico tengan la información de cinco compañeros). Mientras el autobús
esté parado, los chicos pueden cambiarse de asiento para reunir la información. Cuando los chicos levanten su mano y den la información correcta sobre sus
compañeros de equipo, pueden bajar del autobús. (Haz que estos chicos se sienten al lado del «autobús» y escuchen a sus compañeros). El primer equipo que tenga a todos sus integrantes fuera del autobús es el ganador.


3 Comentarios

  1. Cheverisimo.. Saben que desde hace 12 meses he puesto en practica un «Parentesis de 5 minutos» en todas las celebraciones juveniles. En ese tiempo solicito a los jóvenes que busquen personas que no conocen y que las aborden. Me ha resultado muy bien, los chicos son felices con ese tiempo. Se están conectando. Ojala les sirva a ustedes también. Yo le llamo el «TimeOut».

Comentar