Esta actividad apela a la creatividad del trabajo en equipo. Los adolescentes disfrutan muchísimo asumiendo distintos roles.

Si es posible divide el grupo en equipos con igual cantidad de miembros, 4 sería un número adecuado. Dales entre 10 y 15 minutos para que escriban la letra de un «Rap evangelístico», apelando a su imaginación como si tuvieran que ir a predicar en algún suburbio violento. Consigue algunas cintas con música rap. Si no consigues la música sola, tal vez la puedas producir en casete con el grupo de música de tu iglesia, o tener los instrumentos adecuados para tocarla en vivo. La música puede sonar de fondo mientras escriben y luego puedes utilizar la misma música para que rapeen sus letras. Un jurado imparcial puede determinar cuál es la que tiene mejor letra -y rima–, y tal vez puedas darles a los ganadores un premio para compartir con el resto del grupo, como por ejemplo una bolsa de caramelos, galletitas dulces con gaseosas, etc. Deja que se diviertan. :-))

Comentar