Transformación profunda

“No es fácil recuperarse de los patrones adquiridos en una familia disfuncional. Se requiere una transformación al nivel más profundo…

Pero Dios nos promete intervenir activamente en esa transformación”.

—Dale y Juanita Ryan1

“Y pasando Jehová por delante de él, proclamó: ¡Jehová! ¡Jehová! fuerte, misericordioso y piadoso; tardo para la ira, y grande en misericordia y verdad; que guarda misericordia a millares, que perdona la iniquidad, la rebelión y el pecado, y que de ningún modo tendrá por inocente al malvado; que visita la iniquidad de los padres sobre los hijos y sobre los hijos de los hijos, hasta la tercera y cuarta generación”. (Éxodo 34:6–7)

Las familias disfuncionales producen familias disfuncionales

La familia caótica (Proverbios 28:2)

Tanto el hogar como los individuos están mal organizados.

La familia está plagada de problemas.

Los padres son inconsistentes e indecisos.

Los hijos están abandonados emocionalmente.

La familia controladora (Efesios 6:4)

Está rígidamente estructurada.

La comunicación es autoritaria y dictatorial.

Los padres tienden a juzgar y criticar demasiado.

Los hijos están centrados en lograr tareas; su valor depende de su productividad.

La familia permisiva (Proverbios 13:24)

Carece de autoridad paterna.

Sobreprotege los sentimientos.

Evita los desacuerdos.

Los hijos son el centro de atención.

La familia codependiente (Deuteronomio 6:5)

Hay una conformidad extrema.

Hay ausencia de dirección propia.

Los padres son excesivamente posesivos.

Se reprime a los hijos.

“Soportándoos unos a otros, y perdonándoos unos a otros si alguno tuviere queja contra otro. De la manera que Cristo os perdonó, así también hacedlo vosotros”. (Colosenses 3:13)

Lista de comprobación de los conflictos que están sin resolver de su pasado

¿Teme a la crítica?

¿Ayuda a los demás aunque sea en detrimento de usted?

¿Busca la aprobación constantemente?

¿Esconde sus emociones?

¿Siente que debe rescatar a otros?

¿Confunde la lástima con el amor?

¿Se da cuenta que lo manipulan con facilidad?

¿Siente rencor hacia algún familiar?

¿Evita responsabilizarse de sus acciones?

¿Teme al abandono?

Versículo clave para memorizar

“Dijo entonces Jesús a los judíos que habían creído en él: Si vosotros permaneciereis en mi palabra, seréis verdaderamente mis discípulos; y conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres”. (Juan 8:31–32)

Pasaje clave para leer y meditar

Génesis capítulos 37, 39, 41, 42, 50

Cultive el futuro de su familia2

Enfatice la singularidad de cada miembro de su familia. (1 Corintios 12:14–17)

Fomente la cercanía y también la individualidad.3 (1 Corintios 12:4–7)

Mantenga consistencia en los mensajes que comunica. (Santiago 3:10–13)

Practique la disciplina inmediata y correcta. (Proverbios 13:24)

Dé lugar a que haya un amplio margen para los errores. (Efesios 4:32)

Permita la manifestación correcta de las emociones. (Proverbios 20:5)

Promueva y desarrolle las capacidades y talentos naturales. (Proverbios 22:6)

Requiera que los miembros de la familia se responsabilicen de sus actitudes y acciones. (Gálatas 6:4–5)

Trate a todos con amor y respeto. (1 Corintios 16:14)

“Hermanos, yo mismo no pretendo haberlo ya alcanzado; pero una cosa hago: olvidando ciertamente lo que queda atrás,y extendiéndome a lo que está delante”.(Filipenses 3:13)

Deje atrás el pasado4

Concédase tiempo para lamentar lo sucedido.5 (Juan 16:20)

Abandone su necesidad de controlar a los demás. (Salmos 55:22)

Ponga a Cristo en primer lugar en su vida. (Lucas 9:23–24)

Agradezca a Dios por su pasado. (1 Tesalonicenses 5:18)

Revise la forma en que reaccionaba a sus circunstancias cuando era niño. (Proverbios 18:15)

Analice sus actuales características disfuncionales. (Salmos 139:23–24)

Considere los derechos que Dios le ha dado. (Hechos 5:29)

Ponga sus propios límites.6 (Gálatas 1:10)

Abandone el resentimiento. (Efesios 4:32)

Dése tiempo para restaurar las relaciones familiares. (Mateo 5:23–24)

“ Crecí en una familia muy confusa y ahora estoy

repitiendo muchos de los patrones de mi pasado. ¿Qué debo hacer?”

Identifique cuáles patrones debe cambiar, después concéntrese en varias acciones que debe tomar para moverse hacia la recuperación y salud emocional.

Dígales a Dios y a los que están más cerca de usted que quiere abandonar los patrones infantiles y enfermizos y pídales que le ayuden monitoreando sus avances.

“Cuando yo era niño, hablaba como niño, pensaba como niño, juzgaba como niño; mas cuando ya fui hombre, dejé lo que era de niño”. (1 Corintios 13:11)

Temas relacionados con la familia disfuncional

La ira:

Cómo actuar en vez de reaccionar

Alcoholismo y drogadicción:

Cómo reconstruir su vida después de haber tocado fondo

La familia mixta:

La receta de Dios para su éxito

Cómo resolver los conflictos:

Solucionando los problemas con otros

El perdón:

Cómo liberar a otros

La reconciliación:

Restaurando las relaciones rotas

Si desea más información, llame al 1-800-488-HOPE (4673) o visite www.hopefortheheart.org

www.esperanzaparaelcorazon.org

Nuestros representantes le atenderán con gusto.

1. Dale y Juanita Ryan, Recovery from Family Dysfunctions: 6 Studies for Groups and Individuals. “Cómo recuperarse de una familia disfuncional: Seis estudios para grupos o individuos”, Life Recovery Guides (Downers Grove, Ill.: InterVarsity Press, 1990), 12-13.

2. Para esta sección vea David Mains, Healing the Dysfunctional Church Family, “Cómo sanar a la iglesia disfuncional”, (Wheaton, IL: Victor, 1992), 145–146.

3. David Field, Family Personalities, “Personalidades familiares”, (Eugene, OR: Harvest House, 1988), 153–154.

4. Para esta sección vea Jim Conway, Adult Children of Legal and Emotional Divorce: Healing Your Long-Term Hurt, “Hijos adultos del divorcio legal y emocional: Cómo curar su dolor de largo plazo”, (Downers Grove, IL: InterVarsity, 1990), 127–240.

5. Nancy LeSourd, No Longer the Hero: The Personal Pilgrimage of an Adult Child, “Dejaré de ser el héroe: La peregrinación de un adulto niño”, (Nashville:Thomas Nelson, 1991), 173–174.

6. LeSourd, No Longer the Hero, “Dejaré de ser el héroe”, 175–177.

Todas las citas están tomadas de la Versión Reina Valera Revisión 1960. © 1988 Sociedades Bíblicas Unidas Todos los derechos reservados.

© 2006 HOPE FOR THE HEART• • • • • •

Comentar